b8645bb0ff8ce80aa74bc6ab5f3e5e37

Los soldados de Lichtenstein

La última vez que Lichtenstein fue a la guerra, mandó solo a 80 soldados. Regresaron 81. Por lo visto los soldados hicieron un amigo en el camino. Os reto a convencerme de que la gente de Lichtenstein no son los más majos del mundo.

conejo

El bedel de mi escuela

Pedro, el bedel de mi escuela, siempre sonreía y nos decía a los chavales “¿Qué pasa, maestro?” con acento sureño mientras barría el patio. Solo se quedaba serio cuando los mayores nos pegaban. Entonces callaba, agachaba la cabeza y seguía barriendo, incómodo. La única vez que intercedió fue detrás de la biblioteca. Unos matones nos habían acorralado y él les …